Como elegir tu maceta correctamente - Tips y tipos de materiales

Encontrar la maceta ideal, que nos guste y sea funcionalmente la indicada para nuestra planta, es todo un arte...No desesperen que acá esta el team PLANTA  para ayudarlos!  

Los vamos a guíar para encontrar la maceta perfecta con unos tips de selección basados en sus necesidades de riego y humedad, pensando en el sustrato que le brindamos, en la luz del ambiente que habita y en el compromiso de quien cuide de ella. 

En esta nota vamos a hablar sobre 3 tipos de macetas. 

  1. Macetas de materiales porosos.

  2. Macetas de materiales no porosos o impermeables.

  3. Macetas de fibras naturales.

Es sumamente importante entender de que material esta conformado tu maceta para entender si es la ideal para tu plantita. 

 Los materiales porosos son los ideales, en términos generales para la mayoría de las plantas. Algunos de ellos son: 

  • Terracota
  • Cemento

Estos materiales ayudarán a que el agua evapore y por ende, seque más rápidamente evitando el estancamiento del agua.

El intercambio de aire que habilita dentro de la maceta es el balance ideal que toda raíz necesita para crecer. 

Por esta razón, requiere más atención de quien cuide de las plantas en estas macetas.

 

Debemos asegurarnos de que estos materiales no hayan sido impermeabilizados, ya que si lo fueron, la porosidad se anula y por ende actúan reteniendo la humedad.

Un factor a tener en cuenta con estos materiales es que al ser permeables, se recomienda que al ponerlos sobre otra superficie permeable (ej. mesa de madera), se les coloque un plato que no sea de los mismos materiales para que la humedad no pase a la otra superficie y cause problemas de hongos.



Los materiales no porosos o impermeables
 retienen la humedad del sustrato por más tiempo. Se recomiendan para plantas que requieren mucha agua o para quienes no quieran regar tan seguido, pues los períodos de riego se extenderán comparados con los de las macetas de materiales permeables.

Por esta razón, necesitamos asegurarnos de que el sustrato que vayamos a usar tenga excelente drenaje, para evitar el estancamiento del agua y la subsecuente sofocación de las raíces de nuestra planta. 

  • Rotomoldeado
  • Cerámica
  • Metal
  • Vidrio
  • Madera (sí o sí debe estar impermeabilizada porque sino se pudre)
  • Plástico (No usar para exponer al sol porque calientan muchísimo las raíces y no permiten que el aire fluya) 

 

Las fibras naturales son ideales para plantas epífitas, es decir, plantas que en su hábitat natural crecen sobre otras plantas, generalmente árboles, y que por ende que necesitan un contenedor que se asimile en textura y en porosidad como el del medio en el que crecen. Suelen ser colgantes en su mayoría. No recomiendo el uso de estas macetas para otro tipo de plantas.

 

 

Las epífitas prefieren riego por inmersión, y ésta es otra de las ventajas de este tipo de macetas al ser las más permeables de todas. Generalmente las plantas epífitas provienen de hábitats selváticos y consecuentemente la superficie sobre la cual las plantas crecen suele estar casi siempre húmeda, por lo que la humedad tanto del medio base como del ambiente suelen ser altos.

Si bien el riego por inmersión ayudará a la absorción del agua correctamente para asegurar humedad en todo el sustrato, hay que tener en cuenta que dado al elevado grado de porosidad y permeabilidad, este tipo de macetas habilitan un gran intercambio de aire en el sustrato y por ende, suele secar mucho más rápido. Por ello se recomienda la elección de esta maceta y de las plantas epífitas para quienes decidan tener un grado de compromiso más demandante con sus plantas.


Entonces, en conclusión la porosidad de los materiales de la macetas que elijas determinará cada cuánto regarás a tu planta.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados