ENRAIZADORES, recetas caseras

Como ya es de público conocimiento, a todos nos gusta hacer gajitos de plantitas propias, y sobre todo, ajenas, en pos del desarrollo de una propia jungla urbana en nuestros hogares. 

¿El fin? Crear en casa el mundo que quisiéramos habitar en unos años (casi una utopía) pero en este mismo momento; ni siquiera hablar del placer y el orgullo que nos genera ver crecer vigorosamente a ese gajito en el que tanta emoción y expectativas depositamos. Este proceso no siempre tiene un desarrollo ni final feliz; más de una vez a todos, sí, a todos y me incluyo yo misma, nos falló “la cosa”. 

Una forma de disminuir el riesgo de falla en este proceso es recurriendo al uso de hormonas de crecimiento o enraizadores, y como siempre recomiendo, recurrir al uso de sustancias que puedas crear en tu propia casa con ingredientes que puedas comer vos es siempre la mejor forma de ayudar a tu planta, en detrimento del uso de sustancias sintéticas.

Antes de meter las manos en la masa, consideré relevante que ahondemos en algunos conceptos para entender mejor de qué estamos hablando. Procedemos, ahora sí, a hablar de nuestras amigas, las hormonas de crecimiento.

ENRAIZADORES NATURALES, ¿qué son las hormonas de crecimiento?

El desarrollo y crecimiento de una planta depende de la interacción de factores externos: luz, nutrientes, agua y temperatura (entre otros) e internos: las hormonas. 

Las hormonas son compuestos naturales que poseen la propiedad de regular procesos fisiológicos en concentraciones mínimas. Llamamos fitohormonas, u hormonas vegetales, a las sustancias producidas por células vegetales ubicadas mayormente en las hojas de la planta, y que actúan sobre otras células como mensajeras químicas. Las hormonas vegetales son capaces de regular de manera predominante los fenómenos fisiológicos de las plantas. Una de ellas son las Auxinas, nuestras más grandes aliadas.

AUXINAS

Auxina significa "crecer" en griego, y con este nombre se define al grupo de compuestos que estimulan la elongación o alargamiento de ciertas células e inhibiendo el crecimiento de otras, en función de la cantidad de auxina en el tejido vegetal y su distribución. Afectan al crecimiento del tallo, las hojas y las raíces y al desarrollo de ramas laterales, y también juegan un rol clave en la floración y la posterior maduración de los frutos, así como también para evitar que estos caigan de manera prematura.

En la práctica usamos las auxinas para:

  1. Ayudar a enraizar desde un gajo.
  2. Ayudar al fortalecimiento y desarrollo de gajos con raíces bebés.
  3. Ayudar al fortalecimiento y desarrollo de raíces en plantas cuyas raíces han sido dañadas en un trasplante, por ejemplo.

¿Cómo obtener Auxinas? Hay diferentes métodos a partir de diferentes semillas y plantas. Es importante saber que duran aproximadamente de una a dos semanas en la heladera, por eso recomiendo que si quieren hacer gajitos, los corten todos dentro de la misma fecha como para hacer enraizadores en una cantidad óptima que no genere desperdicios.

LENTEJAS (es la opción más recomendada porque es la que concentra más auxinas)

  • Receta1
    • Mortero
    • Contenedor
    • 1L de Agua
    • 100g de Lentejas
      • Procedimiento:
  1. Dejar las lentejas en remojo en el contenedor con 1L de agua durante 8 horas. Luego, colar y reservar el agua en la heladera (ya que es rica en auxinas).
  2. Poner las lentejas entre servilletas de papel humedecidas y en un lugar oscuro (o tapadas). Dejar que broten y desarrollen 3cm aprox de raíces.
  3. Cortar las raíces y desechar el resto (podés compostarlo).
  4. Machacar las raíces con el mortero.
  5. Sumergir las raíces machacadas en ½ L de agua durante 24hs.
  6. Colar el agua y mezclar con el agua reservada del principio. 
  7. Agregar 1L de agua a la mezcla para obtener la preparación lista para regar.
  • Receta2
    • Licuadora / Procesadora
    • Contenedor
    • Botella
    • Repasador
    • Filtro de Tela para Leches Vegetales
    • 1L de Agua
    • 250g de Lentejas
      • Procedimiento:
    1. Poner las lentejas en remojo en el contenedor con 1L de agua durante 3 o 4 días, hasta que comiencen a germinar (se va a hacer notar el ápice del brote). Ubicar en un lugar oscuro.
    2. Licuar o procesar las lentejas germinadas con el mismo agua en el que estuvieron remojadas.
    3. Colar la preparación. Usar un colador para separar los líquidos y luego, extraer de los sólidos la mayor cantidad de líquido posible porque es lo que más auxinas contiene. Por ello se recomienda el uso de filtros de tela para hacer leches vegetales. (El resto de los sólidos se pueden compostar).
    4. Colocar las auxinas en una botella en la heladera. Para utilizar el preparado, hay que diluir 1 parte de auxinas en 4 de agua.

    SAUCE

    • Contenedor
    • Olla
    • Ramas de Sauce
      • Procedimiento:
        • Lavar las ramas de Sauce y colocarlas en un contenedor con agua, aproximadamente por un mes, período en el cual ya tendrán raíces.
        • Retirar las ramas enraizadas del agua y reservar dicha agua en la heladera.
        • Hervir las ramas de Sauce en agua nueva, por 20 minutos aprox.
        • Dejar enfriar y mezclar con el agua reservada del principio.
        • Usar sin diluir.

    SEMILLAS DE TRIGO (también se pueden usar de soja, pero considerando la cantidad de químicos e inhibidores que tienen hoy en día, prefiero evitarlo)

      • Mortero
      • Contenedor
      • 1L de Agua
      • 100g de semillas de Trigo
        • Procedimiento:
    1. Dejar las semillas en remojo en el contenedor con 1L de agua durante 8 horas. Luego, colar y reservar el agua en la heladera (ya que es rica en auxinas).
    2. Poner las semillas entre servilletas de papel humedecidas y en un lugar oscuro (o tapadas). Dejar que broten y desarrollen 2cm aprox de raíces.
    3. Machacar las semillas con el mortero.
    4. Sumergir las semillas machacadas en ½ L de agua durante 24hs.
    5. Colar el agua y mezclar con el agua reservada del principio. 

    ALOE VERA (lo recomiendo para los esquejes recién hechos. Es un gran fungicida y antibacterial)

    • Licuadora
    • Contenedor
    • Cuchillo
    • Hoja de Aloe Vera
      • Procedimiento:
        • Remover la cáscara del Aloe Vera para dejar el cristal bien limpio.
        • Cortar el cristal en cubos y licuarlos.
        • Envasar y conservar en la heladera.
        • Usar remojando la base de los esquejes en el preparado.

    Además, les comparto dos recetas adicionales de dos ingredientes que no contienen auxinas y por ende no son enraizadores propiamente dichos, pero tienen propiedades beneficiosas para el proceso de enraizamiento.

    CAFÉ (estimulador)

    • Contenedor
    • 100g café (mejor en granos, pero también sirve el molido)
    • 1L de Agua
      • Procedimiento:
        • Hervir los granos de café en 1L de agua por 20 minutos aprox.
        • Colar el agua.
        • Reservar en la heladera y usar sin diluir.

    CANELA (protege el esqueje nuevo de hongos)

    • Contenedor
    • Filtro de Tela para Leches Vegetales
    • 3 Cucharadas de Canela
    • 1L de Agua
      • Procedimiento:
        • Mezclar las 3 Cucharadas de Canela en 1L de agua.
        • Dejar reposar por 24hs.
        • Filtrar el agua.
        • Usar sin diluir.